“52 años de una tragedia anunciada”. Terremoto de Caracas 1967.

Caracas 29 de Julio.- El 29 de julio de 1967, se produjo un fuerte terremoto que estremeció la ciudad de Caracas, dejando a su paso más de 200 personas fallecidas, aproximadamente unos 2.000 heridos y grandes pérdidas materiales. Hoy se conmemoran 52 años de este lamentable hecho que cambió totalmente la historia de nuestra ciudad, (-y creo un hito,  antes y después del terremoto.

Antes del terremoto, poco se conocía sobre cultura y prevención sísmica en Venezuela, una vez ocurrido el sismo fue cuando se empiezan a organizar algunos grupos civiles y se crean las primeras Organizaciones Voluntarias del Rescate en Venezuela. Entre algunas de ellas podemos mencionar a; La Asociación Venezolana de la Banda Ciudadana (transmisiones civiles), Grupo de Rescate Humboldt, Grupo de Rescate Venezuela, entre otras.) nota de radio rescate.

Fue a las 8:05 de la noche, cuando los caraqueños se vieron sacudidos por un fuerte terremoto que duró 35 segundos. Este sismo (uno de los más fuertes registrado en nuestro país), tuvo como epicentro el Litoral Central (La Guaira, estado Vargas), el cual afectó mayormente a las zonas de Altamira, Los Palos Grandes y el Litoral Central. Después del terremoto, siguieron réplicas de menor intensidad.

Ruinas del Edf. Mijagual en Altamira

Como consecuencia de este desastre natural, unas 80 mil personas quedaron sin hogar, seis edificios resultaron destruidos, 40 edificios fueron declarados no habitables y 180 edificaciones sufrieron deterioros graves.

A tan solo pocos días de que los caraqueños se encontraban celebrando los 400 años de la fundación de la capital, este movimiento telúrico logró destruir los equipos de percepción que se encontraban en el Observatorio Cajigal.

Este evento no fue de los mayores en cuanto a su magnitud e intensidad, daños materiales ni número de víctimas, pero se consideró el más importante por haber puesto a prueba a numerosos edificios modernos de diversas alturas, construidos en las últimas décadas. Podemos citar a Las Torres del Centro Simón Bolívar”.

Para ese entonces, en nuestro país los cuerpos de seguridad y de rescate no se encontraban preparados para enfrentar una catástrofe de tal magnitud, aunque fueron grandes los esfuerzos realizados para minimizar los daños y las víctimas, actuando acorde a la situación.

Comisiones para evaluar los efectos del sismo.

El terremoto de Caracas del 29 de julio de 1967, impulsó el avance de las investigaciones sismológicas en el país. A partir de esa fecha, por disposición presidencial, se crearon dos comisiones para evaluar los efectos del sismo.

Por resolución del Ministerio de Obras Públicas, se dedicó a la investigación de las causas que provocaron las fallas en varios edificios del Área Metropolitana de Caracas y el Litoral Central, mientras que la otra, por disposición del Ministerio de Minas e Hidrocarburos, se encargó de determinar las causas, características y consecuencias del sismo.

Como resultado de estas investigaciones, se planteó ante el Ejecutivo Nacional la necesidad de crear una institución especializada en el estudio e investigación de los eventos sísmicos, los cuales, lejos de constituir eventos fortuitos, forman parte de la dinámica terrestre.

De esta forma y acogiéndose a las propuestas de las comisiones ad-honorem designadas según el Decreto N° 797 del 24 de noviembre de 1971, se establece la Fundación Venezolana de Investigaciones Sismológicas (Funvisis), mediante el decreto N° 1053, publicado en la Gaceta Oficial N° 29864 de fecha de 27 de julio de 1972.

¿Se pudiera repetir un evento como este?

En este sentido, la doctora Aura Fernández, presidenta de Funvisis, comentó “la historia sísmica en nuestro país, incluyendo los sismos que han afectado la región capital (1641, 1812,1900, 1967) nos dan indicio de que puede ocurrir nuevamente un sismo de gran magnitud que afecte a Caracas. Las placas tectónicas están en constante movimiento, sus bordes dan origen a las fallas sismogénicas, que a lo largo de los años acumulan energía, la cual es liberada de forma abrupta y sin previo aviso, es por ello que los sismos son impredecibles”.

“A pesar del aumento demográfico de la ciudad y de que la autoconstrucción de viviendas informales sigue siendo la alternativa más buscada por los habitantes de menos recursos en la ciudad de Caracas, la normativas para nuevas edificaciones, así como la preparación de las instituciones y comunidades, suman un importante saldo en la disminución de la vulnerabilidad sísmica en la población”, explicó.

Además la doctora Fernández detalló que, la creación de un Viceministerio de Gestión de Riesgo y el importante esfuerzo que se ha realizado desde Funvisis, para realizar simulacros de evacuación en caso de sismos y tsunamis, “ha permitido construir un entrelazado con diversas instituciones públicas, poniendo a prueba la capacidad del estado para preparar a la población (antes del evento natural) y para la atención de la emergencia (post evento)”.

En relación a las medidas de prevención, indicó “el programa educativo Aula Sísmica Madeleilis Guzmán de Funvisis, tiene 19 años llevando el mensaje de prevención sísmica en diversos estratos de las comunidades organizadas; desde el espacio de la educación formal hasta consejos comunales se suman a esta iniciativas de llevar el mensaje de prevención a la población de la mano con nuestra institución”, concluyó.

Durante los talleres de prevención sísmica, las personas conocen detalles de la realidad sísmica de Venezuela; cuáles son las zonas de mayor vulnerabilidad ante la ocurrencia de un movimiento telúrico; sismicidad histórica; sistemas de fallas sismogénicas del territorio nacional; medidas de autoprotección; conformación de brigadas de emergencia y cómo actuar antes, durante y después de un sismo.

Venezuela: país sísmico

En la actualidad, aproximadamente un 80% de la población vive en zonas de alta amenaza sísmica, variable que aumenta el nivel de riesgo.

Desde la fundación de los primeros asentamientos coloniales en el Siglo XVI, el país ha sufrido los efectos de los terremotos. Su historia sísmica revela que durante el período 1530-2004, han ocurrido más de 130 eventos sísmicos, los cuales han provocado algún tipo de daño en varias poblaciones venezolanas.

En Venezuela, la zona de mayor actividad sísmica corresponde a una franja de unos 100 km de ancho, definida a lo largo de los sistemas montañosos de Los Andes, la Cordillera Central y la Cordillera Oriental, lugares en los que se ubican los principales sistemas de fallas sismogénicas del país: Boconó, San Sebastián y El Pilar, respectivamente.

Además de este sistema de accidentes tectónicos, existen otros sistemas activos menores (por ejemplo: Oca-Ancón, Valera, La Victoria y Urica) capaces de producir sismos importantes.

Los sistemas de fallas de Boconó – San Sebastián – El Pilar, han sido propuestos como el límite principal entre las Placas Caribe y América del Sur, causante de los sismos más severos que han ocurrido en el territorio nacional.

Funvisis: Valery Sánchez / Vanessa Chapellín.

Datos curiosos sobre el terremoto.

Portada de la revista «ELITE» Enero de 1967.

Mucho se ha escrito sobre lo ocurrido esa noche del sábado 29 de julio cuando ocurre el sismo en Caracas, pero hay dos hechos que llaman poderosamente la atención y es que dicho terremoto habría sido predicho por dos videntes con anterioridad.

El 2 de noviembre de 1966 el profesor Luis Beltrán Reyes publicó en el diario “El Universal” las predicciones de la vidente italiana Marina Marotti quien entre otras cosas vaticinaba “que una ciudad de América de Sur en la que se celebrarían muchas fiestas; estaría llena de polvo, ruinas, muerte y destrucción en julio de 1967”.

La revista “Elite” en su publicación del 21 de enero de 1967,  contenía un reportaje del periodista Luis Duque, el cual estaba titulado: “¿Un terremoto destruirá a Caracas?” en el cual se hacía referencia tanto a las profecías de Marotti.

El terremoto había sido predicho unos meses antes por la vidente italiana Marina Marotti. Esta predicción fue publicada en enero de 1967 en la revista “Elite” que, en la portada, mostraba una foto-composición de las torres del silencio siendo estremecidas por el temblor.

Reseña periodistica de «El Nacional» 10 dias antes del evento

Pero Marina Marotti no fue la única, en nuestras tierras y a tan solo 10 días antes del temblor, el Prof. Luis Hernández, y miembro de la Federación Espiritista de Venezuela  presentó en la corresponsalía del diario “El Nacional” en Maracaibo, lo siguiente,  “Uno de nuestros médium ha logrado percibir que un terremoto de peores consecuencias que el de 1812 asolará a Caracas y ese día el Ávila rugirá”.

Por otra parte, Y más de un siglo antes, Alexander von Humboldt había declarado en 1800 que, en un plazo de 150 años, Caracas podía ser completamente devastada por un gran terremoto.

Otro dato poco conocido hoy en día.

El hotel Four Season localizado frente a la plaza Altamira, fue construido sobre los terrenos donde estuvo ubicado el Edf. Neveri, antes de su derrumbe durante el terremoto de Julio del año 67.

Al frente, en la plaza Altamira. Si ustedes revisan cerca del Obelisco, justamente cerca de la fuente, encontraran una placa conmemorativa del terremoto y alusiva a dicho evento.

Radio  Rescate.

Si desea conocer mas acerca de este suceso puede visitar nuestro articulo:

HISTORIA DE LOS TERREMOTOS DE CARACAS.